Última actualización: 6 septiembre, 2021

Nuestro método

7Productos analizados

21Horas invertidas

6Artículos evaluados

30Opiniones de usuarios

"No hay mejor diseñador que la naturaleza", esto ya lo decía el famoso diseñador de moda Alexander McQueen, así que ¿por qué no exhibir lo que ya tenemos? Cuando queremos llevar un buen escote, una espalda descubierta o una camiseta sin mangas nos resulta un auténtico desafío que el sujetador que llevamos no se vea. Bueno, era un desafío, hasta que llegaron los sujetadores invisibles.

Y es que no importa cuántos problemas le veas a llevar un sujetador invisible, con todas las opciones que te daremos, encontrarás el perfecto para ti. Una vez que encuentres el idóneo no querrás volver al sujetador normal.




Lo más importante

  • El sujetador invisible define la comodidad de la que disfrutarás a lo largo del día sin preocuparte de cualquier adversidad de la moda.
  • La silicona de la que se compone facilitará el ajuste del sujetador a tu busto sin llegar a la incomodidad.
  • Si no estás muy segura de llevarlo de esa forma, no te preocupes, hay diferentes modelos y podrás ponerle y quitarle los tirantes a tu gusto.

Los mejores sujetadores invisibles del mercado: Nuestras recomendaciones

A continuación, encontrarás los mejores sujetadores invisibles que hay en el mercado. Aunque todas destacan por su calidad, podrás ver tú mismo las características propias que ofrecen cada uno.

El mejor sujetador invisible en forma de U

La marca Zukulife nos trae un sujetador invisible adhesivo en forma de U con efecto push up. Cuenta con cierre en la espalda y tirantes, aunque estos últimos se pueden retirar. Compuesto en su mayoría por poliéster y elastano. El escote es bajo, perfecto para prendas abiertas. Las copas empujan el pecho hacia arriba para darle una mejor sujeción y escote. Viene con un alargador de contorno por si el usuario lo precisa.

Las correas son convertibles, es decir, puedes ajustarlas como tú quieras según la prenda que vayas a ponerte, pueden ser de la forma convencional, halter (tirantes atados al cuello) o entrecruzados. También puedes quitarle la parte trasera para los escotes de espalda. Puedes comprarlo individual o en packs de dos. Destacan incluso los pechos pequeños.

El mejor sujetador invisible sin espalda

Niidor te trae el mejor sujetador invisible sin espalda, pero no solo eso, sino que también hace efecto push up y no lleva tirantes. Está compuesto de silicona y su adhesivo no te causará irritación en la piel. Viene con un cierre de clip delantero para que puedas abrochar y desabrochar a tu gusto, creando un efecto push up y un escote en V.

Puede reutilizarse más de 30 veces en unas condiciones de higiene mínimas. Debido a su alta viscosidad puedes llevarlo todo el día puesto sin preocuparte de un posible desprendimiento antes de tiempo. Es alabado por sus usuarios por todas las horas que aguanta en su sitio.

El mejor sujetador bandeau

Si estás buscando el sujetador invisible bandeau perfecto, deberías echarle un vistazo a los de Blulu, son perfectos tanto para el día a día como para dormir. No lleva relleno y está compuesto de nylon y spandex, un material cómodo, elástico y duradero. Perfecto para usarlo debajo de camisas, trajes escotados o vestidos.

Siempre pensando en ti, Blulu los vende en packs de cuatro para que los uses y los cambies todos los días. Lo puedes encontrar en distintas combinaciones de colores y hay tallas desde la S hasta la XXL, sí, con este modelo solo necesitas saber tu talla de camiseta. Se recomienda el lavado a mano. Este modelo es ideal para la lactancia.

El mejor sujetador invisible adhesivo

Melliex nos trae locos con sus pezoneras de silicona, siendo las más vendidas en su categoría. Las almohadillas de silicona son de alta calidad, cómodas y respetuosas con la piel. Puedes elegir la forma de las pezoneras: forma de flor o forma redonda. Tras su lavado la silicona se regenerará sola, no la expongas al sol. Gracias a su tira de silicona en la parte superior podrás levantar tus pechos para conseguir un escote más pronunciado. La tira de silicona se puede cortar según tus necesidades.

Ideales para cualquier prenda de vestir, incluso para bañadores. Estas pezoneras son la mejor opción para los pechos caídos. Las medidas del producto se dividen en dos: copa A/B/C y copa C/D/E. Si tienes una copa A/B/C la pezonera será de 10 centímetros de diámetro; sin embargo, si tienes una copa C/D/E 12 centímetros serán más que suficientes.

Guía de compras: Lo que debes saber sobre el sujetador invisible

Lo más importante a la hora de elegir un sujetador invisible es que sea el modelo que más cómodo te parezca. Debes saber los distintos tipos que existen y los cuidados para su perfecto mantenimiento. Además, te resolveremos las preguntas más frecuentes de sus usuarios.

Quitarse ese aparato de tortura, tan bien conocido como sujetador el sujetador, es un sinónimo de libertad. (Fuente: Jernej Graj r2iMAgJrG6E/ unsplash)

¿Por qué comprar un sujetador invisible?

Puedo asegurarte que todas alguna vez hemos visto el sujetador como un instrumento de tortura. Llegas a casa después de un largo día de trabajo, te quitas el sujetador y piensas: "¡libertad!". Pues hasta aquí ha llegado ese tormento. El sujetador invisible no solo promete ceñirse al cuerpo sin dejar esas molestas marcas en la piel, sino que también asegura su sujeción y firmeza.

Son la mejor opción para garantizar un mejor aspecto de la prenda que vayas a vestir, sea la que sea.

El sujetador invisible cubre lo necesario para que puedas utilizar esa blusa escotada que guardas en el armario sin que se vea tu sujetador. Si no te sientes muy segura de llevarlo sin tirantes, no te preocupes, hay modelos que cuentan con tirantes transparentes que no se ven a simple vista y que puedes quitarlos si no te convencen.

¿Cuáles son las ventajas y desventajas del sujetador invisible?

Cada modelo es distinto, por eso a la hora de elegir tienes que tener en cuenta cuál te va a ser más práctico y, por supuesto, con cuál te vas a sentir más cómoda. Aquí buscamos ese sujetador cómodo y útil, no el típico con encaje y lazos que acaba siendo lo más molesto que te has puesto en toda tu vida.

Por eso hemos realizado una pequeña tabla de ventajas y desventajas generalizada para todo tipo de sujetadores invisibles.

Ventajas
  • Se acabaron las marcas en la piel
  • Puedes llevar prendas escotadas
  • Tienen tirantes transparentes que puedes quitárselos si quieres
  • No tienen cierres en la espalda, están delante
Desventajas
  • Si sudas mucho pueden llegar a despegarse
  • Si no lo lavas correctamente puedes estropear el adhesivo
  • El adhesivo puede deshacerse

¿Qué tipos de sujetadores existen?

Existe una gran variedad de sujetadores invisibles según el material del que estén hechos o sus formas. Aquí te dejamos unos modelos y sus características principales.

  • Sujetador adhesivo. Cuenta con adhesivo en toda la zona del pecho y con cierre en la zona delantera.
  • Pezoneras. Como su nombre indica solo cubren la zona del pezón. Igual que el sujetador adhesivo tienen una fina capa de silicona. Aunque no lo parezca también pueden servir para elevar el pecho dependiendo a qué altura las pegues.
  • Bandeau. Se trata de una banda completamente recta de material elástico que rodea el torso. Debes pasarlo por la cabeza para ponértelo y ajustarlo a la altura que quieras.
  • Adhesivo ajustable. Es un sujetador adhesivo con cordón en la zona delantera que ayuda a ajustar el push up a la altura o intensidad que desees. Tiene una fina capa de silicona.
  • Multiescote. Es un sujetador de tela que cuenta con una fina tira de plástico transparente que une los dos pechos. Los tirantes son transparentes y extraíbles. Este modelo tiene cierre en la espalda.

¿Cuáles son las alternativas al sujetador invisible?

En el 2019, Kim Kardashian nos desveló su secreto para levantar sus pechos y llevar escotes muy reveladores, cinta adhesiva. Sí, sí, de esa que puedes encontrar en cualquier tienda de papelería. Simplemente debes vendar tus pechos con la cinta adhesiva de la forma que tú quieras, puede ser dando un efecto de push up o simplemente cubriendo el pecho.

¿Cuánto cinta necesitas? Es muy sencillo, debes medir desde debajo de tu pecho hasta tu hombro.

Existe una amplia gama de tonos para que puedas encontrar el más adecuado o parecido a tu tono de piel. Busca siempre las cintas hipoalergénicas, ya que el pegamento común puede causar alergia en las pieles sensibles. No debes preocuparte por la sudoración, estas cintas suelen ser transpirables.

¿Qué tipo de adhesivo se utiliza en los sujetadores invisibles?

El adhesivo más común es la silicona que se adhiere adecuadamente a la piel sin generar ninguna irritación. Si se respetan las indicaciones del sujetador, el adhesivo se regenerará solo y tendrá una larga vida útil. Aunque los sujetadores adhesivos son reutilizables por la regeneración del adhesivo, las cintas adhesivas son de un solo uso.

No te preocupes por la sudoración, la silicona es ideal para la vida de una mujer activa y la sudoración diaria. Eso sí, tras su uso no te olvides de volver a poner el plástico protector que viene con el sujetador para evitar que se pegue el polvo o cómo a algunas nos ha pasado, que se caigan al suelo, no creo que sea muy higiénico ponerlos después de que hayan tocado el suelo, por muy limpia que esté tu casa.

¿Cómo ponerse un sujetador invisible?

Aunque esto parece sencillo, pueden surgir ciertas dudas a la hora de ponértelo. Lo primero que debes hacer es asegurarte de limpiar el pecho de restos de sudor o cremas, si te lo colocas sobre una piel así es posible que no dure tanto como puesto estando el pecho limpio y seco. Retira el plástico protector y déjalo en algún sitio donde puedas localizarlos fácilmente. Ahora simplemente pega el sujetador a tu pecho asegurándote de que esté bien adherido por todos los lados, puedes probar pegarlo un poco arriba para elevar el pecho.

Quitarlo, por otro lado, es más fácil, solo debes retirarlo de tu pecho. Y volver a colocar ese plástico protector, sí, ese mismo que hemos dejado en un sitio seguro y en el que no puedan ensuciarse o perderse. Deberás colocarlo de forma que no queden burbujas y que esté bien puesto para evitar que se acumule polvo. Para una vida útil más larga deberás limpiarlo después de cada uso para eliminar las grasas y aceites, pero no te preocupes en el siguiente título te explicamos cómo hacerlo.

Para lavar un sujetador invisible sin estropear o quedarnos sin el adhesivo debemos utilizar un jabón suave y neutro. (Fuente: Kelly Sikkema: DJcVOQUZxF0/ unsplash)

¿Cómo lavar mi sujetador invisible?

¿Si lavó el sujetador invisible, se deshará el adhesivo? Esto es lo más preguntado por los usuarios de este producto. Pues no, como ya te hemos comentado anteriormente el adhesivo es básicamente silicona la cual si se trata con las condiciones adecuadas se regenerará sola. Tan solo necesitas dos cosas: un jabón neutro y agua templada. ¿Por qué un jabón neutro? Lo que estamos buscando es limpiar el sujetador sin estropear el adhesivo, por lo que un jabón neutro nada invasivo es perfecto para esto.

En un recipiente, también puede ser el lavabo del baño, mezcla agua templada con el jabón neutro hasta que forme espuma y masajea el sujetador delicadamente, sin rascar, que no queremos destrozar el adhesivo. Una vez bien enjabonado deberás aclararlo con agua templada. Ya solo debes dejarlo secar con el adhesivo hacia arriba, sin que le dé el sol. Cuando esté seco vuelve a colocarle los protectores.

¿Cómo saber mi talla de sujetador invisible?

No te preocupes, aquí no hay número que valga, no importa si tienes una 70, 80 o 90. Con el sujetador invisible nos olvidamos de la talla, solo necesitarás saber tu copa.

Puedo decir que todas o al menos la mayoría, alguna vez hemos dudado de qué copa tenemos, o simplemente lo hemos dicho al azar, pero se acabaron los quebraderos de cabeza, con una simple resta te ayudaremos a saberlo. Con un metro mide el contorno sobre tu pecho y luego el contorno justo por debajo de tu pecho, ahora solo debes de restarlos en ese orden.

Copa Copa A Copa B Copa C Copa D Copa E
Centímetros 12-14cm 14-16cm 16-18cm 18-20cm 20-22cm
Copa Copa F Copa G Copa H Copa I Copa J
Centímetros 22-24cm 24-26cm 26-28cm 28-30cm 30-32cm

Criterios de compra

A la hora de adquirir un sujetador invisible, debes valorar qué características buscan en él. A continuación, hemos enumerado una serie de aspectos que debes de tener en cuenta para saber que sujetador invisible se ajusta más a tus necesidades. Son los siguientes:

Talla

Si tienes pechos pequeños o muy grandes puedes pensar que los sujetadores invisibles no son para ti, no saber cómo van a sujetar la ausencia o el exceso de pecho sin tirantes o sin espalda, pero ya te aviso, en el siglo XXI hay de todo.

No importa cuánto pecho tengas, el sujetador invisible te estilizará la figura de todos modos y evitará el movimiento que otros sujetadores convencionales no pueden asegurar.

Las costuras de los sujetadores convencionales dejan dolorosas marcas en la piel. (Fuente: Womanizer Toys: 9apmHZgTIUQ/ unsplash)

Forma

Lo primero que hay que tener claro es que todos los sujetadores estilizan el pecho tengan la forma que tengan.

Podemos encontrar sujetadores en forma de V, U o la más convencional, forma corazón. El sujetador invisible en forma de V estiliza mucho la figura, aunque si lo que queremos es resaltar bien el pecho la mejor opción es el sujetador en forma de U.

Push up

En caso de que quieras realzar tu pecho, el mejor aliado es el push up. Los sujetadores adhesivos son la mejor opción para que tú misma decidas la altura del pecho.

Los sujetadores de cierre con lazo son también una buena opción para decidir qué tan prominente quieres que sea tu escote.

Material

Están hechos de materiales cómodos para tu piel como pueden ser los siguientes: silicona, poliamida y elastano.

  • Los sujetadores invisibles adhesivos están compuestos de silicona, la cual es muy cómoda de llevar y no produce irritación en la piel, tampoco deja rastros de silicona tras quitarlos. Compuestos de material hipoalergénico de tejido de poliéster.
  • La poliamida es la fibra más fuerte que todas las fibras textiles en su estado bruto, es muy fácil de cuidar, no se arruga y no se deshace a diferencia de otras fibras.
  • El elastano es una fibra textil sintética que aporta elasticidad a las prendas.

Cierre

El cierre es un elemento importante a la hora de elegir un sujetador invisible, ya que puedes buscar uno que no tenga, que tenga el cierre delante o detrás. Un sujetador invisible que no lleve cierre pueden ser las pezoneras o uno adhesivo.

El cierre delantero es lo más escogido para realzar el pecho, esto se debe a que el cierre junta el pecho y lo levanta, puede ser de clip o de lazo. También lo puedes utilizar sin hacer uso del cierre delantero. A su vez, podemos encontrar sujetadores invisibles con cierre en la espalda, simples o que den la vuelta al torso para mayor sujeción.

Resumen

Aunque se crea que los sujetadores invisibles son solo las pezoneras, hay una gran gama de ellos, para todo tipo de cuerpos y necesidades. Con la evolución de la moda los sujetadores invisibles han acabado siendo mucho más cómodos que los convencionales, aunque parezcan más complicados de poner o tengan formas raras.

Lo que nadie puede dudar es que te dará la sensación de que no llevas nada, consiguiendo tener una figura espectacular y haciéndote sentir fabulosa. Lo único que debes hacer es pensar cuál cubrirá más tus necesidades y a partir de ahora ¡a disfrutar y a lucir escote!

(Fuente de la imagen destacada: varvaraderyabina: 168384412/ 123rf)

¿Por qué puedes confiar en mí?

Evaluaciones